Ediciones Anteriores
 
Año 19 - Agosto/2017
BIMESTRAL
N° 100
denuncia    INICIO      Miércoles 22 de Noviembre del 2017    
  EDITORIAL

  POLÍTICA
REFLEXIONES
CUANDO DESAPARECEN LAS CERTEZAS
EL SHOCK NACIONAL
MAESTRO Y PROFESOR
PERIODISMO Y ABSOLUTISMO
¡FUERA GLAS!
PROFORMA PRESUPUESTARIA 2018: ¿FIN DE LA ERA OVEJUNA?

  REPORTAJE
BANDERA DE LUCHA, DEFENSA DEL AGUA

  SALUD
LA SALUD COMO UN DERECHO HUMANO

  NATURALEZA
LA CUEVA DE LOS TAYOS

  ENTREVISTA
LA UDA Y SU ESPIRITU DE TRABAJO

  CIUDAD
CUENCA... UNA MIRADA NEOCLÁSICA

  DENUNCIA
COOPERA, DRAMA Y PARADOJA

  INTERCULTURALIDAD
INTI RAYMI O FIESTA DEL SOL

  NOTICIAS

  CULTURA
ALFONSO CARRASCO, 30 AÑOS DESPUÉS
ADIÓS A LA HONORATO
CIEN
UNA CONSTANCIA DE VIDA

POR:

 

 


COOPERA, drama y paradoja
En el austro ecuatoriano se cometió uno de los más abominables hechos que conmovió a la población, por el carácter inhumano, atroz, anti ético y criminal, cuando un grupo de estafadores proceden a liquidar una floreciente cooperativa de Ahorro y Crédito, conocida como COOPERA.
Esta entidad crediticia, considerada hasta ese entonces un ejemplo de economía popular y solidaria a nivel nacional fue condecorado por el Presidente de la República economista Rafael Correa,  el Presidente de la Asamblea Nacional, arquitecto Fernando Cordero y el alcalde Cuenca, en ese entonces Dr. Paul Granda López. Además el gerente de la Cooperativa, Ing. Rodrigo Aucay, militante de Alianza País, (que hoy guarda prisión) fue nominado como candidato a Asambleísta por la provincia  del Azuay.
Los perjudicados de COOPERA, denunciaron la utilización de recursos millonarios de la entidad crediticia para financiar la campaña electoral del 2013 y pidieron al Consejo Nacional Electoral la revocatoria del mandato de las asambleístas del Azuay, por Alianza País Rosana Alvarado, Mariangel Muñoz, Liliana Guzmán y Diego Veintimilla..
Los perjudicado se tomaron la gobernación del Azuay, realizaron plantones frente a los domicilios de  las ex ministras Doris Soliz, Bety Tola, para exigir la devolución  del dinero de COOPERA, que según las denuncias publicadas en medios de comunicación local y nacional,  dispusieron con fines  políticos y para actividades sociales.
Liderados por la doctora Graciela Estrella Abril, perjudicada, se vincularon a las actividades de los movimientos de resistencia popular para reivindicar su derecho a la devolución del dinero depositado y otras demandas sociales, como la no privatización del  agua,  la penalización de la protesta social, la defensa de la libertad de expresión y exigir sanción por  delitos de  corrupción que involucra a altos funcionarios del gobierno, entre otros.
El Presidente  Rafael Correa, se había comprometido con los ecuatorianos,” nunca más feriados bancarios, ni cierre de cooperativas”, pero resulta que el 12 de junio del 2013, es decir dos días después de reconocer  el ejemplo de COOPERA como una entidad solvente y dinamizadora de la economía popular y solidaria, se produce su cierre definitivo, por problemas financieros y movimientos inusuales.

Un proceso de devolución, insólito e injusto
Según Rodrigo Aucay, quien antes del cierre de COOPERA, se encontraba fuera del país, dejó aproximadamente setenta millones en cartera, al producirse el cierre, la Superintendencia de Economía Popular y Solidaria, nombra como Gerente Encargado al Lcdo. Marcelo Valencia, que fungía como Director Administrativo, para hacer el traslado  de la cartera, a las cooperativas Jardín Azuayo, JEP, Santa  Rosa y ERCO, solo la cantidad de  treinta y cinco millones de dólares, con una penalidad de cuatro millones,  quedando 31 millones de dólares,  para la devolución a cada  perjudicado, hasta 30 mil dólares. Sin embargo  los socios que sobrepasaban esta cantidad  no recibieron un solo centavo en esa fase de devolución.
Marcelo Valencia, actual funcionario de ETAPA, es consuegro de Marcelo Cabrera, Alcalde de Cuenca, que también fue afectado en el cierre de  COOPERA, con  más de cien mil dólares.
De los 130 mil socios, han recuperado sus inversiones quienes depositaron hasta un monto de 50 mil dólares, los restantes o sea unas 600 familias, que excedían    esta cantidad,  se quedaron en la calle,  no cuentan con  recursos  ni para satisfacer sus más elementales  necesidades, otros padecen enfermedades catastróficas,  con traumas psicológicos y no faltaron los casos en que llevados por la desesperación de perder su patrimonio económico, intentaron suicidarse y algunos, al perder su patrimonio, se  han muerto. 
En tanto los gastos administrativos y liquidación a los empleados de COOPERA, ascienden a unos 12 millones de dólares, (dinero de los socios), según  el informe presentado  el 30 de abril del 2016 por el liquidador,  Ing. Jhonatán Rodríguez. Algo insólito, los dueños del capital relegados a segundo plano,  como reza el adagio popular: “nadie sabe para quién trabaja”.
Pero también en estos casos, no faltan los “vividores” que se aprovechan de la crítica situación de los afectados, cobrando  ingentes cantidades por sus servicios profesionales. Nada más injusto e inhumano, el hecho de  usufructuar de los ahorros acumulados con esfuerzo y sacrificio, para ver destruidas sus economías y sus vidas,  ante una posición de indiferencia y tolerancia de  los  organismos responsables de vigilar  las operaciones  financieras,  jugando  con la miseria y la pobreza que  afecta a gente que confió en COOPERA, rodeada de  “ilustres personajes”, mafiosos y corruptos.

TESTIMONIOS
Graciela Estrella Abril
Dueña de una lucidez notable,  entrañable amiga de todas y todos,  con una persistente preocupación por el ser humano. La vida no le ha dado lo que esperaba. Recuerda con nostalgia.
 Doctora en derecho,  Graciela Estrella Abril,  lidera el movimiento de las familias afectadas,  hija del agrónomo y veterinario, Lauro Estrella y de la  señora Sara Abril,  quienes procrearon cinco hijos.  A la edad de cuatro años su madre se enfermó gravemente con un  diagnosticó  de hidrocefalia, fue intervenida quirúrgicamente y logró luego de un largo tiempo, recuperarse de su salud
Graciela, la tercera del hogar, a su corta edad  asume las tareas domésticas y desde su niñez  humedece sus frágiles dedos, lavando  ropa de sus hermanos en el río, sintiendo como se agita en la raíz de su alma un arroyo lento de tristeza, sin amigos juguetes, ni leyendas de una niñez que tuvo que cargar a cuestas.
Quizá  estas vivencias “Que yo recuerde, cuando niña nunca tuve una fiesta de cumpleaños, regalos de navidad, fiesta de quince años ni cosa parecida, entiendo que mis padres por su situación económica,  no podían hacerme nada, pero el mejor regalo que me dio la vida, fue tenerla de  regreso a mi madre, con vida…”
“Ni me quejo, ni los culpo, pero siempre fui una niña feliz!!!… en fin les confieso eso porque hoy y todos los restantes días de mi vida, acaricio a esa niña que fui, con la ternura y el amor que merecen cada uno de mis días”.
Más de una razón para entender ese impulso de rebeldía y el gran latido que irrumpe  su vida, para resistir los retos y desafíos como lideresa social, acompañando a los movimientos indígenas, campesinos y populares en la lucha por construir un estado soberano, democrático y popular.
“Pedir que nos devuelvan el dinero a los perjudicados de COOPERA ha sido el único delito y la razón de este gobierno que intenta callarme la boca, y procesarme como terrorista”.
Me he quedado en la calle, mis   hijos no pueden  continuar sus estudios. Como puedo callar si durante estos 4 últimos años que he luchado en las calles,  he sido testigo de tantos atropellos cometidos por este gobierno con un montaje  jurídico e institucional que ha permitido los excesos represivos a organizaciones y activistas opositores, amén del control de instituciones y organizaciones de la sociedad civil
Las anécdotas de rebeldía en su niñez y adolescencia le arrebatan sonrisas que dejan entrever su voz que resuena sin tiempo ni espacio. Lideresa y guerrera, a la altura de los tiempos con su faz y vos altiva irradia grandes caminos; “porque hay sangre en tus venas y hay fuego en tu espíritu”. “Si las calles y las plazas se sienten más animadas, por un torrente humano que agita la esperanza vivirás guerrera altiva, cual una Estrella de Abril, para enarbolar los bosques, el agua y la semilla” (opiniones redes y movimientos sociales)

Sergio Loja
Tuvo que salir del país, en busca de mejores días para su familia,  permaneció en el país del norte  por el lapso de veinte años. Con un tono sensible y las lágrimas que bañan sus mejillas,   describe esta trasmutación del alma. “El cruce de la frontera como ilegales y la llegada a Estados Unidos es una  situación, llena de dramatismo, expectativas, miedos temores, para cada migrante”. Existen datos de personas  desaparecidas, violadas y asesinadas, de las provincias de Azuay y Cañar que viajan como indocumentados.
“Con enorme sacrificio logré ahorrar un capital,  pensando  invertir, en bienes raíces,  negocios, para el sustento de mi familia. Nunca imaginé que mi suerte estaba destinada a caer en el juego de COOPERA. Luego del gran susto, ansiedad y desesperación, alimenté la  esperanza de que el   Gobierno Nacional no permitirá que nadie salga perjudicado, pero en realidad lo único que ha sucedido  es que  se han hecho devoluciones a cuenta gotas…”.
Es preciso recordar  que fuimos los migrantes quienes pusimos los muertos y el sacrificio  para superar la crisis causada por los banqueros y los políticos corruptos a finales del siglo pasado”, expresó.
Confía en que el presidente  Lenin Moreno comprenda que COOPERA, no quebró sino que fue cerrado por el gobierno del ex presidente Rafael Correa. En este sentido espera que el nuevo gobernante, busque una solución a más  de seiscientas familias que se encuentran en estado de miseria y pobreza, devolviéndoles sus inversiones en calidad de socios.

Juan Espinoza
De profesión Ingeniero  en Sistemas, “una de las razones para invertir mi dinero en COOPERA, era la presencia de funcionarios del gobierno que supuestamente garantizaban seguridad y confianza, además que fue premiada por  el presidente Rafael Correa, por constituir  un modelo de economía popular y solidaria. Esto nos motivó a  mi familia,  amigos y algunos ciudadanos extranjeros,  a depositar nuestros ahorros, pensando en el bienestar económico y social de los inversionistas.
Cuando se produce el cierre de COOPERA, sentí como que el mundo se cayó encima  sufrí un micro derrame cerebral, un daño grave en el metabolismo  y no puedo trabajar por mi estado de salud.
Mientras los empleados de COOPERA se han repartido millones de dólares  a los verdaderos perjudicados y dueños del dinero,  nos han hecho devoluciones que no sobrepasan el 30bsp; del capital invertido. 
Lo que más nos preocupa es el ofrecimiento de becas, trabajo por parte  del Presidente Correa, pero nada se cumplió, puesto que el gobierno en vez de apoyarnos nos ha excluido. En el plano laboral como docente de educación secundaria fui vulnerado,  me enviaron a trabajar en el área rural en algo que no compete con mi profesión y me vi obligado a renunciar. Apelé como discapacitado al CONADIS, pero no recibí ninguna respuesta.
Realmente no podemos confiar en las autoridades que tenemos esperamos que el presidente Lenin Moreno sea más sensible ante la tragedia de las familias afectadas que hoy nos encontramos en la calle; y, busque una solución puesto que el gobierno es el responsable de la debacle que ocurrió en COOPERA.

María Esther Villacis  Castillo
Un cuadro  desolador que conmueve a los que tenemos sensibilidad humana,  le ha tocado vivir a doña María Esther y su esposo  Héctor Leonardo  Gutiérrez Armijos, ciudadanos de la tercera edad. La  herida aún está sangrando por la muerte de su hijo Mauricio Fabián, fue  un activista que reclamaba la devolución de su patrimonio, sufrió un accidente de tránsito que acabó con su vida y que  no se podrá reponer ni con todo el dinero del mundo.
Las lágrimas de esta pareja de ancianos, enfermos, discapacitados es incesable durante la conversación. Vendieron un terreno y abrieron tres pólizas en COOPERA, nunca imaginaron que ese fondo que sería utilizado para cubrir los gastos de manutención del hogar,  la atención médica y medicamentos debido a su quebrantado estado de salud, se esfumen como el viento.
“Todo se ha ido, todo se ha acabado, con la muerte de mi hijo y el cierre de COOPERA, ya ni ganas tengo de vivir”, evoca desde lo más profundo de su alma doña Esther, quien junto a su marido se juntan y se estrechan sus manos   para disipar esta angustiosa tragedia económica y familiar.
En medio del dolor por la pérdida de su hijo y el dinero que hoy les priva de las más elementales necesidades, para su sustento diario, elevan la mirada al cielo con la esperanza de que quizá  el nuevo Gobierno, culpable del cierre  de COOPERA, asuma la responsabilidad de devolverles la inversión que con gran esfuerzo y sacrificio formaba parte de su patrimonio familiar.

Piden audiencia con el presidente Lenin Moreno

Todos los entrevistados se sienten animados por la gestión y acompañamiento de la lideresa social Dra. Graciela Estrella de COOPERA, que en calidad de afectada está librando una batalla hasta logar la devolución del dinero de las familias que sucumbieron  económicamente por el mal manejo de  fondos y el cierre injustificado por parte del gobierno.
En este contexto la Dra. Graciela Estrella Abril entregó en la ciudad de Quito una solicitud dirigida al presidente de la república, solicitando su intervención en el caso COOPERA a la vez que solicitó una audiencia con las familias afectadas en búsqueda de una solución, luego de escuchar el mensaje presidencial de diálogo, reconciliación nacional y de lucha contra la corrupción, “caiga contra quien caiga”.
Reconoció el apoyo de los dos únicos asambleístas, electos legalmente por votación popular, de la provincia del Azuay, Dra. Lourdes Cuesta y Economista Esteban Bernal Bernal, quienes durante una reunión con las familias afectadas, que se realizó el viernes 9 de junio en la Quinta de Bolivar, se comprometieron al acompañamiento en búsqueda de la recuperación de sus acreencias:
Realizar las gestiones necesarias para conseguir la audiencia con el Presidente de la República Lcdo. Lenín Moreno; que una delegación de los afectados sean recibidos por la Comisión de Participación Ciudadana y Control Social, así como en el plenario de la Asamblea Nacional.

Tomar cartas en el asunto para exigir que el caso COOPERA sea fiscalizado y se sancione a los culpables del atraco a las familias afectadas, que atraviesan por una situación crítica y dolorosa por la pérdida del dinero confiado a la custodia de la entidad financiera que acabó desfalcándoles escandalosamente.

Diálogo con el pueblo un fracaso.
A través de un documento firmado electrónicamente por Eduardo Enrique Mangas, Secretario General de la Presidencia y dirigido a la Dra. Graciela Estrella Abril,  se anota que:  “En atención a su comunicación, ingresada a este Despacho el 14 de junio de 2017, dirigida al señor Presidente de la República, mediante la cual solicita audiencia para exponer sobre la situación de las familias perjudicadas a causa del cierre de la Cooperativa de Ahorro y Crédito COOPERA.
Lamentablemente por motivos de agenda ya establecida, no le es posible al Primer Mandatario recibirlo, como habría sido su deseo; no obstante, ha delegado a la Ministra de Justicia, Rosana Alvarado, para que personalmente o a través de un delegado, atienda su pedido de audiencia”.

Comentario
El diálogo debe ser con todos los actores políticos y sociales, para escuchar sus demandas, propuestas y buscar solución, en este caso a los perjudicados de COOPERA, puesto que el Gobierno de la “Revolución Ciudadana”, tomó de manera ilícita millones de dólares para financiar campañas electorales, actividades festivas, viajes, al exterior, etc. etc, según denuncias  e investigaciones, publicados en los medios de comunicación.

La exclusión, discrimina, separa,  divide y polariza a la sociedad. El llamado al diálogo con el señor Presidente,  solo quedó en: palabras, discursos y su credibilidad  se esfumó como el viento.  En este sentido, que le queda al pueblo?:  “resisistir...resisistir y resistir. Ya estamos  hartos, de mentiras, engaños y  traiciones, de los  politiqueros corruptos”, relegados por este gobierno de facto.


 


ENCUESTA
¿Está de acuerdo usted que el Tranvía pase por la Calle Gran Colombia en Cuenca?
SI
NO

resultados


  Dirección: Sucre 3-90 y vargas Machuca
3er. Piso, oficina #31
Teléfono: (593-7)2841019
Fax: (593-7)2841103

Copyright © 2012 PROCORP